Los Ciervos de Sarnath

Una de las imágenes más icónicas del budismo tibetano es la de dos ciervos dorados que se sitúan a cada lado de una rueda de ocho radios, en actitud de admiración. Este símbolo se puede encontrar en lo alto de algunos de los edificios más representativos del Tíbet, como el Templo de Jokhang, patrimonio de la humanidad. También se puede ver a menor escala en objetos decorativos o de culto como tapices o incensarios.

 

Jokhang

 

La imagen constituye una alusión al primer sermón de Buda Gautama, que tuvo lugar en el Bosque de los Ciervos de Sarnath, donde la rueda simboliza las enseñanzas, que según la tradición, hasta los ciervos se acercaron a escuchar.

Tanto la rueda como los ciervos encierran muchos más significados y la relación de estos últimos  con el Budismo, se funde con creencias mucho más antiguas provenientes del Himalaya que culminan en el emblemático enclave de Sarnath.

El primer sermón

Corría el siglo VI a.C. cuando Siddartha Gautama, alcanzó la iluminación tras meditar largamente en la postura del Loto bajo una higuera sagrada, cerca de la localidad de Bodhgaya, en el noroeste de la India.

 

buda de sarnath

 

Movido por la compasión, decidió enseñar a la humanidad las verdades que había descubierto en su iluminación, por ello se dirigió a la cercana localidad de Sarnath, a buscar a los compañeros de viaje ascetas que poco antes le habían abandonado y despreciado por considerarle indigno.

Allí, durante la octava luna llena del año, con los ciervos como espectadores, tuvo lugar el primer sermón de Buda, con el que reveló a sus cinco primeros discípulos las cuatro verdades del budismo. Lo que simbólicamente se conoce como la primera vuelta de la Rueda del Dharma.

Sarnath, lugar santo

Sarnath por este hecho, es considerado como uno de los cuatro lugares santos del budismo, a donde peregrinos de todo el mundo acuden durante todo el año por indicación del propio Buda.

Las otras tres localidades se corresponden con su lugar de nacimiento, el sitio donde se iluminó, y el pueblo donde murió: Lumbini, Bodhgaya y Kushinagar respectivamente, perteneciendo la primera de ellas al actual Nepal y las otras dos a la India.

En la época de Buda, aunque Sarnath ya estaba frecuentado por venados, tenía otro nombre, se llamaba Isipatana debido a la creencia de que era un bosque donde los ascetas partían y llegaban del Himalaya en viajes voladores.

El nombre de Sarnath vendría después, a raíz de una historia que enlaza el más antiguo folclore hindú y tibetano con las enseñanzas de Buda.

El simbolismo del Ciervo en los Himalayas

El ciervo o venado, en las regiones del norte de la India aledañas a los Himalayas, donde Buda vivió y predicó, es un animal común y muy venerado. Allí, desde antaño, los ascetas se sentían identificados con los venados que como ellos, viven solos durante casi todo el año soportando la dura climatología del Himalaya.

 

ciervos en la india

 

Es por eso que en el Tíbet, la piel del ciervo se usa muchas veces como asiento para las meditaciones, de modo que las cualidades ascéticas y de sabiduría del ciervo se transmiten a través de ella.

También se asociaba a los ciervos con la fecundidad, la vida y la regeneración, habiendo muchos mitos al respecto y, por último, se decía (y se dice) de ellos que son atraídos por las melodías o por la presencia de gurús, lo que explicaría el que se acercasen a escuchar el primer sermón.

Los Jatakas, el cuento del Ciervo Nigrodha

En los siglos posteriores, tras el establecimiento de la nueva religión se escribieron los textos que conforman la literatura budista clásica, y entre ellos se encuentran los Jatakas, que son relatos cortos al estilo de fábulas que se suelen emplear en las primeras lecciones del budismo a los niños.

Estos relatos se refieren a Buda como el Bodhissatva y en ellos se narran episodios de vidas anteriores en las que no siempre fue un ser humano. En varios de ellos, Buda habría nacido como un majestuoso ciervo dorado de astas plateadas capaz de entender a los hombres y hablar con ellos, como el Jataka del Ciervo Nigrodha.

 

ciervo dorado

 

El resumen de esta historia es, que buda encarnado como Nigrodha, señor de los ciervos, se sacrifica frente al rey de Benarés para salvar a una cierva preñada. Este acto conmovió tanto al rey que éste otorgó su protección a todos los ciervos de la zona, prohibiendo a sus súbditos que los dañasen de ninguna manera.

Esta es la razón por la que se dice que los ciervos habitaban en Isipatana, que pasaría a conocerse como Sarnath, palabra derivada del sánscrito Saranganath “Señor del ciervo”.

Sarnath en la actualidad

Esta localidad cercana a Benarés, centro del mundo para el budismo, comenzó su esplendor allá por el siglo III a.C. bajo el reinado del emperador Ashoka, gran protector del budismo. Se dice que más de 3000 monjes llegaron a vivir en Sarnath, hasta que fue destruido y saqueado en el siglo XII por invasores musulmanes.

Los británicos excavaron el lugar en el siglo XIX que se empezó a reconstruir desde entonces. Ahora en él hay templos budistas modernos de distintos orígenes: Tibetano, Japonés o Tailandés que coexisten con dos antiguas estupas y un museo.

 

sarnath

 

Una de estas estupas, la conocida como Dhamekh, es una imponente estructura cilíndrica de más de 40 metros de altura que marca el lugar exacto donde Buda impartió sus enseñanzas y cerca de ella se encuentra una higuera que desciende del árbol original bajo el que Buda alcanzó la iluminación en Bodhgaya.

En el pequeño museo hay un par de piezas muy importantes: el capitel de los leones de Ashoka, símbolo de la India, y la escultura conocida como Buda de Sarnath, que se considera como uno de los modelos para las representaciones de buda y en donde se le representa realizando el Mudra del Dharma Chakra en la posición del Loto

Mientras tanto, el bosque que hace 2500 años fue testigo del primer sermón, permanece como un parque en el que los ciervos siguen campando a sus anchas.

Si quieres ver más imágenes o saber un poco más del Sarnath actual, aquí te dejo un par de enlaces con lo mejor que he encontrado:

  • Blog Una mirada sobre India con muy buenas imágenes
  • Blog de viajes Roda258, con un artículo que da un buen repaso a lo que se puede ver en Sarnath y Benarés.

Me despido con una curiosidad que no quiero dejar de mencionar. Pues hay otro lugar muy diferente con un templo budista muy famoso, donde los ciervos también son los protagonistas: El complejo de Todaiji en la ciudad de Nara (Japón).

Hasta otra!

 

¿Te ha gustado esta entrada?, ¿Quieres saber más acerca de otros animales y seres mitológicos orientales?

Suscríbete y te hablaré de todo esto y mucho más que no verás publicado en el Blog.

Responsable del fichero: Amaya Paula Muñoz Ezcurra. Finalidad: envío de publicaciones  y correos comerciales. Legitimación: tu consentimiento. Destinatarios: los datos serán guardados por Mail Chimp, acogido al acuerdo de seguridad EU-US Privacy. Podrás darte de baja de este servicio y ejercer en cualquier momento tus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición dirigiéndote a: administrador@goodsfromfar.com

 
Inicio » Blog » Filosofia y Religión » Los Ciervos de Sarnath

 

2 pensamientos sobre “Los Ciervos de Sarnath”

  1. Excelente información para saber un poco más de estos encantadores lugares que a muchos nos gustaría conocer, me llama mucho la atención la cultura de estas zonas del planeta, te felicito!!!, un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Te informo que los datos de carácter personal que envíes rellenando el formulario que aparece en esta página, serán tratados por Amaya Muñoz Ezcurra como responsable de esta web y estarán ubicados en los servidores de Webempresa dentro de la UE (Cuya Política de privacidad de puedes consultar aquí). Todo ello legitimado con tu consentimiento. La recogida y tratamiento de estos datos personales tiene como única finalidad la moderación de comentarios. Podrás ejercer en cualquier momento tus derecho de acceso, rectificación, cancelación y oposición al tratamiento de tus datos personales dirigiéndote a la dirección de correo electrónico: administrador@goodsfromfar.com